laptop-3087585_1280

11 trucos para preparar los exámenes de recuperación de enero sin morir en el intento

Llega diciembre y, como cada año, todos lo recibimos con muchas ganas de vacaciones, ¿verdad? La Navidad, las luces en las calles, las comidas con la familia y los amigos… ¿Acaso hay alguien que no tenga ganas de que llegue la Navidad? Sin embargo, hay algo que puede arruinar las vacaciones: los exámenes de recuperación.

Muchos estudiantes piensan que para poder aprobar tendrán que pasar las vacaciones estudiando sin salir de casa; pero ¡no es así!, la clave está en saber cómo estudiar. ¿Quieres prepararte el examen en condiciones sin amargarte las vacaciones? ¡Sigue estos consejos!

Cómo preparar las recuperaciones de Enero

1º. Conoce tus errores.

El primer paso para aprender es ser consciente de lo que no sabemos. Por eso es importante que revises el examen que suspendiste. Así sabrás en qué fallaste y en qué debes mejorar.

2º. Junta todo el material.

Una vez que conoces tus errores es hora de buscar el material de estudio. Pero ¡ojo!, eso va mucho más allá del libro de texto: coge tus apuntes, las fotocopias de clase, ejercicios, etc. También, a ser posible, es aconsejable que busques ejercicios similares en Internet. ¡Cuánto más practiques, mejor!

3º. Haz un plan de estudio.

Antes de empezar a estudiar te recomendamos dedicar un tiempo a organizar las vacaciones. Por ejemplo, puedes estudiar por las mañanas y dejarte algo de tiempo libre por las tardes para desconectar y asegurarte de que el tiempo de estudio es productivo. Después solo tienes que cumplir los horarios y ¡listo! ¡Así te dará tiempo a estudiar todo antes del examen!

4º. Ponte objetivos alcanzables.

Ve poco a poco, no pretendas estudiar todo en los primeros días o te agobiarás nada más empezar. Fija tus objetivos por temas o bloques para no perder la motivación, ¡tienes tiempo de sobra!

5º. Mezcla teoría y práctica.

A veces, según la asignatura, es más difícil la práctica que la teoría. No te centres en estudiar y estudiar y te olvides de practicar. Cuando termines la teoría de una lección, haz ejercicios similares a los que hiciste en el examen y así reforzarás lo estudiado.

6º. Pide ayuda.

Y si hay algo que se te atasca, no te preocupes, pide ayuda. A tu profesor, a tus amigos o a los compañeros de clase que hayan sacado buena nota. Seguro que todos están encantados de ayudarte.

7º. Repite el examen unos días antes.

Es fundamental que vayas con seguridad al examen. Para ello te recomendamos que repitas el examen unos días antes. ¿Por qué? Muy sencillo. Ganarás confianza en ti mismo y, además, podrás estimar cuánto tardas en hacerlo para que no te falte tiempo el día de la recuperación.

8º. Ve tranquilo al examen.

No es ningún secreto: los nervios pueden jugarnos una mala pasada si nos bloqueamos o nos quedamos en blanco. Por eso es importante que descanses, que duermas bien la noche anterior y que vayas tranquilo. ¡Todo saldrá bien!

Y esto es todo… ¡Sigue estos consejos y el aprobado está asegurado!

comparte este artículo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Abierto plazo de matrícula para el curso 2019/2020MÁS INFORMACIÓN
+ +

#FrenarLaCurva